sábado, 22 de noviembre de 2008

Parte de nuestra cultura popular...


Más de tres mil "emolienteros" calientan las mañanas en Lima

Con el pasar de los años, el emoliente se ha consolidado como la bebida más popular de los peruanos
En toda una costumbre peruana se ha convertido tomar un emoliente, una abrigadora y saludable bebida de origen andino, hecha a base de hierbas aromáticas, que se ha convertido en el desayuno de miles de personas así como en parte del paisaje cotidiano de las grandes ciudades este país suramericano.

TeleSUR _ Fecha: 16/05/2007
Con el pasar de los años, el emoliente se ha consolidado como la bebida popular más consumida en las mañanas de los peruanos, de sabor netamente provinciano. Preferida especialmente por obreros, empleados y estudiantes.
Ronald Morán al referirse sobre el tradicional vaso dijo que "claro por las mañana al menos acá en Lima es un frío terrible y eso al menos nos mantiene, nos calienta hasta la tarde que llegamos a casa y almorzamos".
El corresponsal de TeleSUR en Lima, Alonso Gamarra explicó en su reporte que aunque el sabor y el aroma de esta bebida pueden cambiar de acuerdo a la creatividad de cada "emolientero", la costumbre de su consumo se remonta a tiempos muy antiguos.
Ulises Mendoza, quien se gana la vida como emolientero sostuvo que "esta bebida pues viene de la época de los ancestros, que supuestamente acá todavía existen los famosos brujos que siempre recurren a las hierbas, a las plantas, y eso se llevó prácticamente para ya venderlo al público".
Las bondades medicinales de un buen vaso de emoliente son ampliamente reconocidas en Perú. Y es que cada hierba, cada elemento que lo compone es en si mismo una alternativa natural para aliviar diversos males.
También el emolientero de Pueblo Libre, Walter Villegas aseguró que "pal dolor de estómago, para las inflamaciones nada como la linaza, el boldo, para el hígado, la cola de caballo que son desinflamantes, la manzanilla para los cólicos y el cedrón para el resfrío".
El corresponsal de TeleSUR argumentó que aunque no se dispone de cifras ni estudios oficiales, las propias asociaciones de emolienteros calculan que solamente en Lima (capital) existen más de tres mil puestos formales dedicados a la venta de esta bebida.

6 comentarios:

ana dijo...

jajaja mi abuela me daba mi emoliente!

Anónimo dijo...

muy bueno para el resfrío (: - Gre

indira dijo...

El Perú es un país lleno de tradiciones, y el emoliente no es una excepción. aperte de ser demasiado bueno (en mi opinion) es una buena opción de mantenerte en excelente salud, por sus propiedades.

MKT-ACHU dijo...

que rico es levantarse en tanto frio y tomarse un emoliente calientito aparte que como sabemos es muy saludable puesto que cuenta con plantas saludables y deliciosas que dan un beneficio al organismo en general y nos curan de algun mal o enfermedad por la que mucha gente atraviesa segido. los felicito amitos lindos sigan asi .
att. zulita.

pedro dijo...

jajaa!!!! emoliente rik so
jajaj oie tienes q enseñarme como se prepara pz jajajaja!!!!

Anónimo dijo...

Blogger: Y dónde queda el punto de venta de Walter Villegas??, deben de ser ricos!!..no haz publicado su punto de venta..haber si nos lo pasas antes que se venga aun más el verano y quien sabe se guarden por la temporada.